Búsqueda de producto

Deporte

La más elevada exigencia en nuestros productos

"A la hora de diseñar nuestros productos importa tanto la comodidad, el ajuste, la sujeción. Nuestros materiales tienen que ofrecer todo eso y mucho más, sin además olvidar el aspecto estético“

Katrin, diseñadora de Anita Active

Claves para elegir el mejor sujetador deportivo

  • Elige siempre un sujetador deportivo acorde al tipo de actividad que vayas a realizar, es decir, no deberías usar el mismo sujetador para hacer running o montar a caballo que para practicar yoga. Sobre todo si tienes el pecho grande, deberías usar uno de máxima sujeción para que el pecho quede en su sitio.

  • Pruébate siempre el sujetador antes de comprarlo. Los sujetadores pueden verse muy diferentes en la percha que puestos y hasta puedes darte cuenta de que la talla que escogiste, no es la tuya.

  • En el mismo probador, salta, corre, muévete como lo harías en el gimnasio para comprobar si el sujetador te sujeta como debería.

2. Un sujetador normal no tiene mejor forma que un sujetador deportivo

Es un mito muy extendido que los sujetadores deportivos no dan una forma bonita al pecho, lo aplasta y hasta resulta incómodo. Pero nada más lejos de la realidad: Nuestros sujetadores de Anita Active dan al pecho una forma preciosa, femenina y natural sin aprisionarlo o apretarlo.


3. Un sujetador normal no siempre es más discreto

Hay muchas mujeres que usan sujetadores diarios con copas acolchadas para ocultar imperfecciones y para dar una forma más bonita al pecho. Pueden pensar que para evitar que se marque todo en el gimnasio, pueden utilizar su mismo sujetador de siempre, pero ¡no hace falta!. Simplemente tienes que escoger el sujetador de Anita Active que tenga cazoleta reforzada.